Ventajas y características de las ventanas y puertas con cristal doble

cristal doble 150x150 Ventajas y características de las ventanas y puertas con cristal doble

Los cristales o acristalamientos dobles aprovechan el hecho de que el aire es un mal conductor del calor. Están hechos de dos láminas de cristal separados por una capa de aire o de gas como por ejemplo el argón que es todavía peor conductor del calor que el aire.

Existen diferentes espesores por ejemplo de “4/16/4″, “4/12/4″ o “4/6/4″. Estas cifras representan los espesores en milímetros de los constituyentes de un cristal doble. Por ejemplo “4/6/4″, se refiere a 4 mm para el primer cristal, 6 mm para la cámara de aire y 4 mm para el segundo cristal. Cuando mayor espesor tenga la cámara de aire, mayor será el aislamiento.

Existen a la venta también, cristales dobles asimétricos, por ejemplo, “10/6/4″. En este caso, el cristal exterior es el más grueso para un mejor aislamiento sonoro.

También existen los cristales triples, mucho más aislantes pero también más pesados y más caros. Mayor aislamiento térmico y acústico.

cristal triple Ventajas y características de las ventanas y puertas con cristal doble

El cristal triple es mucho mejor aislante térmico y acústico pero cuesta mucho más.

El cristal doble reduce el efecto de “vidrio frío“, evita la condensación acercando la temperatura del vídrio más a la temperatura ambiente, y por lo tanto, baja el consumo de energía hasta un 10%. Si en el exterior hay una temperatura de 0ºC, habrán 5ºC al lado de una ventana equipada con un único cristal, 10ºC al lado de una ventana con cristal doble clasico y 16ºC al lado de una ventana con doble acristalamiento reforzado.

Cuanto cuesta una ventana con cristal doble

Podéis comprar solamente el cristal doble, por ejemplo si deseais cambiar un cristal vosotros mismos. En este caso, el coste será inferior a 150 euros por metro cuadrado (sin instalación). El precio variará evidentemente según el tipo de cristal y de su espesor.

En cuanto al coste de una ventana equipada con doble acristalamiento de tamaño estándar (115 x 100 mm), éste irá desde 150 euros hasta los 1000 euros (sin instalación) en función del material elegido (PVC, aluminio o madera).

Para la instalación de una ventana por un profesional hay que contar con un presupuesto de 100 a 200 euros que variará en función del material y del tamaño de la ventana.

El cristal triple es del 50% al 80% más caro que el cristal doble.